Este año se cumplen 50 años de la llegada del hombre a la luna. 50 años desde aquel primer momento que supuso “un pequeño paso para el hombre; un gran salto para la humanidad” y que cambió la forma de ver la vida a más de uno, hacia lo posible.

Las productoras cinematográficas, los medios de comunicación y hasta las redes sociales nos recuerdan ese gran momento de 1969 que nos mantuvo pegados a las pantallas de los televisores y a las radios.

Han sido 50 años para el hombre… y ninguno para la mujer. Prácticamente desde el inicio de sus operaciones, la NASA ha contado con mujeres entre su equipo de ingenieros. Sin embargo, todavía no ha habido ninguna afortunada de pisar el suelo lunar, aunque bien es cierto que desde el primer abordaje a la luna sólo la han ocupado 12 astronautas y que la última visita fue en 1972.

Ese hito, el del feminismo lunar, tendrá lugar en 2024, fecha que la NASA tiene reservada para una nueva misión espacial, que bajo en nombre de Artemis, tiene el objetivo de pisar de nuevo la luna e incluirá por primera vez a una mujer entre la tripulación.

La afortunada que pise la luna en 2024 pasará a la historia como una de las mujeres que marcaron grandes momentos en nuestra historia y dejaron impronta; como fueron Clara Campoamor, Simone de Beauvoir, Frida Kahlo, Valentina Tereshkova, la primera mujer de la historia en viajar al espacio y la única en hacerlo en solitario en 1963, o Marie Curie, la cual protagoniza una de nuestras recomendaciones teatrales que podrá encontrar al final de este número de Bonus.

También nuestra publicación cumplió este año su número 50, concretamente en el mes de marzo. Desde sus inicios hemos intentado dar voz a esas mujeres valerosas que han marcado un hito, no tanto para la sociedad, sino a nivel personal y profesional. Y empezamos con el ejemplo, pues una gran parte de este equipo está formado por maravillosas mujeres, para seguir con nuestros entrevistados y reportajes sobre gastronomía, ocio y cultura que en cada número nos sorprenden con sus puestas en escena, donde cada vez más la presencia de mujeres directivas y emprendedoras se hace patente.

En este número de Bonus, entre otros contenidos, incluimos una nueva sección sobre salud, porque sabemos que el verano es el momento perfecto para tomar consciencia y empezar a cuidarse. Es el momento para “lucir palmito”, apuntarse al gimnasio después de las vacaciones y volver a comer sano. En los próximos números de Bonus nos enseñarán cómo cuidar nuestro cuerpo y cómo podremos sacar partido de él; aprenderemos a mimar nuestra piel y conoceremos trucos para hidratarnos y comer saludable.

Este mes contamos también, como siempre, con nuestra sección de viajes y ocio. Volaremos por el Cantábrico, navegaremos por el Mediterráneo, maravillándonos con la campiña de Mónaco o admirando la belleza del Sorrento; y terminaremos visitando Singapur, Malasia y Tailandia, un exótico viaje por la cultura asiática. Asimismo, recuperamos nuestra sección de Recomendaciones Veraniegas, para que este verano no te aburras ni dentro de casa ni fuera y terminamos con un bodegón de lo más especial: 100% sostenible, sin olvidar nuestro compromiso también con el medioambiente.

Decía Marie Curie que la humanidad necesita hombres prácticos, para sacar el mayor provecho de su trabajo, pero que la humanidad también necesita soñadores, para quienes el desarrollo de una tarea sea tan cautivante que les resulte imposible dedicar su atención a su propio beneficio.

Son estos, nuestros entrevistados en cada revista de Bonus, los que en cada número nos hacen soñar con sus propuestas y lo son también, entre otras, esas mujeres que en 2024 nos demostrarán que la mujer también puede llegar hasta la luna.

¡Descarga el número de Agosto/Septiembre de Bonus!

Por Inma Peña