El mar. No hay nada más que decir. Sausalito es eso: es mar. Lo es en los platos y lo es en las sensaciones. Ubicado en el corazón de la Marina Real de Valencia, amarrado al muelle de Poniente de la Dársena Sur del puerto de Valencia, el restaurante Sausalito es un mirador al mar con sabor mediterráneo.

El sol, el rumor de la brisa, la danza de los veleros, los olores de mar, la paz que te envuelve al ir dejando atrás la ciudad para cabalgar hacia el horizonte… Todo, absolutamente todo lo que te rodea al llegar al muelle, te lleva a vivir, a sentir, una experiencia única que comienza y termina con la sonrisa de quienes lo dirigen y hacen posible. Porque la esencia de Sausalito son su gente y su profesionalidad.

“Nuestra filosofía podría resumirse en el concepto: la calidez de la calidad”, explica a Bonus el joven empresario hostelero Borja Taberner, artífice de la renovación del restaurante que desde hace año y medio ha ido adaptándose a una nueva forma de entender la restauración.

Con la cocina valenciana tradicional como base de todo, Taberner ha ido ajustando el ritmo y la carta de Sausalito para atender a un público cada vez más exigente.

“Nuestros comensales son variados. Tenemos clientes de empresa que buscan un producto exclusivo (marisco, pescado de temporada, etc.) y familias que quieren comer bien a un precio más razonable”, detalla Taberner.

Carta

Flotando sobre la Marina Real de Valencia el restaurante aparece como un refugio de cristal, como un balcón al mar, en el que perderse en los sabores de una carta viva, ajustada al producto de temporada y de proximidad, que pretende la satisfacción del comensal por encima de todo.

“La carta es sencilla y abierta a un público amplio pero exigente. Así contamos con  aperitivos populares como el callo de sepia cocido con mayonesa casera y cebollino, tomate valenciano con salazones (anchoa, mojama, sardina ahumada y tronco de atún) y esgarraet o pulpo braseado con patata confitada y mojo picón rojo, que pueden degustarse en la terraza con un cóctel o vino”, comenta el anfitrión. Porque quien lo desee también puede comenzar su experiencia culinaria en la terraza, para, posteriormente, pasar al salón y degustar unos primeros platos de arroces de pescado y marisco, pescados o carnes.

“Apostamos por productos locales y por la fusión; todas las salsas son caseras, los productos del día y continuamente evolucionamos porque no nos podemos quedar parados. Hoy en día hay que estar innovando, descubriendo tendencias, nuevos productos, nuevos sabores, siempre”, subraya el restaurador.

De ahí propuestas como: el tartar de salmón con mayonesa wasabi, aguacate, quinoa, soja, cebollino y sésamo; carpaccio de gambas; croquetas de bogavante y txangurro o calamar de playa a la plancha con salsa parmesano y alcachofas confitadas.

“En breve incorporaremos novedades como el tartar de atún o la carrillada de atún”, desvela Taberner, “la carrillada es un descubrimiento porque, frente a otro tipo de carrilladas, esta tiene mucho sabor. Ya lo veréis”.

Para terminar de comer por todo lo alto, no se olviden de los postres, todos ellos caseros. Tienen una chef pastelera, así que imagínense lo que se van a encontrar… Sólo dos viandas como ejemplo: tarta fina de manzana al horno con helado de vainilla y brownie de chocolate. Para qué decir más.

Carta de vinos

Simbiosis perfecta con la carta de arroces, pescados y carnes, la carta de vinos de Sausalito combina bodegas de toda la vida con pequeñas joyas descubiertas a base de experiencia, investigación y paladar. “Lo fundamental es saber lo que vendes y contar con todo tipo de bodegas porque si a alguien le gusta mucho un Rioja o un Ribera de Duero no le van a convencer de que pruebe otra cosa porque sí”, opina el restaurador, “por ello contamos con un abanico de vinos para que quien quiera no se encasille”.

Entre las tendencias de temporada: la apuesta por los rosados.

Ambiente

Además, recientemente Sausalito ha renovado la decoración de su salón principal dotándolo de un aire más cálido, integrador con el entorno, que se complementa a la perfección con el mar; elemento que te ocupa la mirada gracias a esas enormes cristaleras que te envuelven, y que se retiran cuando el tiempo lo permite, para gozar al máximo de la ubicación.

Junto al restaurante también encontrarán una zona de juegos

para los más pequeños que también podrán dar de comer a los peces desde la mesa. Ojo: no malgasten el pan del día en esta tarea y pidan a los camareros la “comida especial” de nuestros amigos marinos.

Eventos

Por cierto, si está pensando en celebrar un evento especial no lo dude y consulte con los expertos de Sausalito antes de tomar cualquier decisión.

Con dos zonas bien diferenciadas, el restaurante tiene capacidad para albergar bodas, bautizos, comuniones, fiestas, eventos de marca, cócteles, etc. de hasta 100 personas. Asimismo, como el objetivo es que los eventos sean especiales, se crean menús únicos que incluyen todos los servicios para que los clientes se despreocupen y puedan perderse en su felicidad, con los suyos.

Otro extra a tener en cuenta: el aparcamiento. Puede dejar el coche en la puerta del restaurante. Y si se quiere complicar menos todavía, hay un precioso paseo a pie o en bicicleta. No se compliquen, aquí no hay bullicio, cuando se visita Sausalito se viene a disfrutar.

Fuera de carta

No se olviden de preguntar por los platos del día. Como en Sausalito se cuida tanto el producto, no hay día en el que no haya una propuesta especial. “Al estar tan cerca de la Lonja de Pescado, a escasos 200 metros, podemos ofrecer platos del día con producto de temporada”. Así que se pueden encontrar con besugo, puntilla, clotxinas, cigala de tronco… Dependerá del día.

Recuérdenlo: preguntar por las recomendaciones del día, no está de más. ¡Viva el fuera de carta!

Lo próximo: los cócteles

Sausalito estrenará en breve una nueva carta de cócteles que podrá disfrutarse junto con la carta de aperitivos. “Estamos trabajando en ello porque queremos ofrecer algo más que cerveza o vino. Queremos que quien se acerque a visitarnos se pueda tomar un Bloody Mary, Martini o Gin-Tonic de calidad”.

Reservar en El Tenedor

Adaptándose a los tiempos que corren, Sausalito ya está en El Tenedor, la app que reúne a más de 55.000 restaurantes y que permite hacer una reserva en dos clics.

¡Pruébenla!

RESTAURANTE SAUSALITO

Marina Real Juan Carlos I, Dársena Sur – Muelle de Poniente (Puerto de Valencia)
626 081 311sausalitovalencia@gmail.comrestaurantesausalitovalencia.com

Horario de entrada:
Comida: 13:30-15:30 horas (terracita a partir de las 12:30 horas)
Cena: 20:30-22:30 horas
Cerrado domingo noche y lunes. Consultar horario en el caso de días festivos.