Ya saben que nuestro objetivo es que descansen en verano pero que su cerebro no se derrita, ni quede en estado vegetativo, eso nunca. Desde Bonus creemos en la plasticidad de nuestro cerebro y en que hay que darle estímulos constantes, así es que aquí va nuestra segunda entrega de recomendaciones para que el ejercicio cerebral no se detenga ni cierre por vacaciones. Verán que nos hemos permitido una licencia, en la parte de libros solo recomendamos uno, el libro escrito por nuestro compañero Miguel Jiménez, de verdad, no se lo pierdan.

PELÍCULAS

Tarde para la ira

Raúl Arévalo, actor hiperconocido, nos sorprendía hace unos meses con su thriller “Tarde para la Ira” en la que, con mano firme y mirando de frente a sus protagonistas, nos hablaba de como las consecuencias de nuestros actos nos persiguen allá dónde queramos escondernos. No hay olvido posible. Madrid, 2007. Un robo a una joyería acaba con Curro en prisión. Al salir de la cárcel, ocho años después, el barrio, su gente, siguen ahí, aunque también hay alguien nuevo. ¿Quién es? ¿Qué quiere? ¿Hasta dónde podría llegar por venganza? Antonio de la Torre y Luis Callejo protagonizan este thriller costumbrista, donde la ira es lo que es: visceral, sangrienta y húmeda.

Con faldas y a lo loco (Some Like It Hot)

En vacaciones siempre es agradable dejarse un tiempo para reencontrarse con algún clásico, así que, no lo duden y recuperen “Con faldas y a lo loco” (Some Like It Hot). Aventuras, amor y mucho humor en esta comedia dirigida por el genial Billy Wilder que reunió a Marilyn Monroe, Jack Lemmon y Toni Curtis.
La historia: Jerry y Joe (Jack Lemmon y Toni Curtis) son dos músicos de poca monta que, sin pretenderlo, se convierten en testigos de un ajuste de cuentas entre gangsters. Huyendo de los criminales acabarán haciéndose pasar por mujeres, enamorándose de la estupenda Sugar Kane (Monroe) y ligando con señores ricos en las playas de Miami.

La La Land

La siguiente película que les propongo para este verano es arriesgada, lo sé. El género musical no entiende de término medio y o eres fan o lo odias, pero, cómo no les voy a recomendar sucumbir al embrujo de La La Land. Cine dentro del cine, La La Land nos presenta las historias de dos artistas (un pianista de jazz y una aspirante a actriz) que quieren triunfar en el Los Ángeles del siglo XXI. Planos secuencia de infarto, coreografías de las que invitan a danzar, homenajes a clásicos del género (búsquenlos que los encontrarán fácilmente), una banda sonora hipnótica y unos actores (Emma Stone y Ryan Gosling) en estado de gracia hacen de La La Land una gran película.

Por Loli Dolz, David Hurtado y Gema Peñalver.