“Stay” significa “quedarse” en inglés y “-cation” es una abreviatura de “vacation”, es decir, “vacaciones”. Con este término se quiere encontrar un punto medio entre las dos opciones que hasta ahora parecían las únicas posibles: o se marcha fuera o no tiene vacaciones. Por lo que si es de los que este verano no ha podido viajar porque las fechas no coincidían con las de su pareja, por falta de presupuesto o por cualquier otro motivo, incluido el haberlo decidido así por propia voluntad, no se deprima. Quedarse en su localidad no significa que no tenga vacaciones. De hecho, puede tener tantas ventajas como viajar. No deje, por ello, de tomarse los días libres porque no vaya a poder desplazarse. Pare su actividad laboral como cualquiera de sus compañeros y aproveche ese tiempo para desconectar tanto como lo haría si se desplazase. Con estos cuatro guiños, le propones cuatro actividades la mar de cotidianas y relajantes sin apenas desplazamientos.

Un paseo

Elija una calle de su ciudad que siempre recorre con prisa y decida hacerlo de otra manera, levantando la vista para ver los edificios, detectando nuevas aperturas o cierres que le sorprenderán, en definitiva, hágalo con otro espíritu. Por ejemplo, si vive en Barcelona o cerca de esta gran ciudad recorra tranquilamente el Paseo de Gracia y sea de los primeros en observar cómo van avanzando las obras de la tienda del gigante japonés Uniqlo, que va a desembarcar en España este año con la apertura de una gran tienda durante el otoño que viene. La firma nipona, competencia directa de Zara o H&M, se instalará en el edificio del número 18 del Paseo de Gracia con 1.730 metros cuadrados dedicados a la venta distribuidos en cuatro plantas. Uniqlo abrió su primera tienda en Japón en 1984 y hoy ya dispone de más de 1.800 establecimientos en 18 países. Con el aterrizaje en Barcelona, España ocupará el puesto número 19 en el mercado mundial de la compañía y será su sexto mercado en Europa.

Uniqlo

Un almuerzo

No es un desayuno tardío ni una comida adelantada, aunque quizás sí, da igual, aquí de lo que se trata es de romper un poco el horario de comidas de siempre. En este caso elegimos Valencia, muy dados a la cultura del almuerzo y concretamente el nuevo establecimiento de La Pascuala, recién inaugurado y situado junto a la playa, en el número 297 al 299 de la calle Doctor Lluch. La Pascuala es un negocio familiar que iniciaron en los años 20 del siglo pasado el matrimonio de Romualdo y Pascuala que se encargaban de preparar las comidas para las barcas de pescadores. Hoy en día se ha convertido en el templo del almuerzo de tallas grandes y su bocadillo de carne de caballo una experiencia inolvidable.

La Pascuala

Un capricho poco habitual

Una visita a una sandwichería de helados en Madrid: Creamies, que se encuentra en Malasaña, a la altura del Metro Tribunal, en la Calle Corredera Alta de San Pablo, 30 tocando casi con la Calle Velarde. Es un pequeño y modesto local con un guiño a los 80’s que pasa un poco desapercibido, aunque seguro que en breve, abrió en marzo de este año, va a tener buenas colas de gente esperando, el producto lo vale. Por 3,20 euros le sirven una gran bola de helado cremoso entre dos cookies a modo de sándwich, con los toppings que pre era. Además de que la foto quedará genial en su cuenta de Instagram le aseguro que repetirá. No me dirán que el capricho no es asequible.

creamies2

Un refugio

En la ciudad y cerca de ellas también hay algunos refugios en los que combatir el calor en verano. Pasar el día en un centro comercial puede ser un planazo. Por ejemplo, en el Centro Comercial Aqua de Valencia encontramos ofertas para todos. Espacios para la diversión de los peques, en la Lego Fun Factory, entretenimiento en familia en Ocine, y comidas para todos en los nuevos espacios gastronómicos que acaban de estrenar. A los 16 locales de restauración, se suman dos más: Panaria y Foodoo. Además, les aconsejo entrar en la nueva tienda de Rituals y comprar alguno de sus productos, basados en tradiciones orientales y con fragancias creadas por los mejores perfumistas del mundo, que le ayudarán a transformar sus rutinas diarias, como ducharse, tomar un baño o encender una vela, en momentos inolvidables.

Rituals-Aqua

Por G. Peñalver